Prédica: la importancia de perdonar, hermano Alex Zelaya, Iglesia Llamada Final Atlanta

Mateo 6: 9-13
9Vosotros, pues, orad de esta manera:
“Padre nuestro que estás en los cielos,
santificado sea tu nombre. 10″Venga tu reino. Hágase tu voluntad, así en la tierra como en el cielo. 11″Danos hoy el pan nuestro de cada día.
12″Y perdónanos nuestras deudas, como también nosotros hemos perdonado a nuestros deudores.
13″Y no nos metas en tentación, mas líbranos del mal. Porque tuyo es el reino y el poder y la gloria para siempre jamás. Amén.”

Mateo 14: 15
15Al atardecer se le acercaron los discípulos, diciendo: El lugar está desierto y la hora es ya avanzada; despide, pues, a las multitudes para que vayan a las aldeas y se compren alimentos.

Mateo 18: 21-22
21Entonces se le acercó Pedro, y le dijo: Señor, ¿cuántas veces pecará mi hermano contra mí que yo haya de perdonarlo? ¿Hasta siete veces? 22Jesús le dijo*: No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete.

Levíticos 14: 16
16después el sacerdote mojará el dedo de su mano derecha en el aceite que está en la palma de su mano izquierda, y con el dedo rociará del aceite siete veces delante del SEÑOR.

Lucas 17: 3-4
3¡Tened cuidado! Si tu hermano peca, repréndelo; y si se arrepiente, perdónalo. 4Y si peca contra ti siete veces al día, y vuelve a ti siete veces, diciendo: “Me arrepiento”, perdónalo.

2 Corintios 10: 4
4porque las armas de nuestra contienda no son carnales, sino poderosas en Dios para la destrucción de fortalezas;

1 Samuel 26: 21-25
1Y Saúl dijo: He pecado. Vuelve, David, hijo mío, porque no volveré a hacerte daño pues mi vida fue muy estimada en tus ojos hoy. He aquí, he actuado neciamente y he cometido un grave error.22Respondió David, y dijo: He aquí la lanza del rey. Que pase acá uno de los jóvenes y la recoja. 23El SEÑOR pagará a cada uno según su justicia y su fidelidad; pues el SEÑOR te entregó hoy en mi mano, pero yo no quise extender mi mano contra el ungido del SEÑOR. 24He aquí, como tu vida fue preciosa ante mis ojos hoy, así sea preciosa mi vida ante los ojos del SEÑOR, y que El me libre de toda aflicción. 25Y Saúl dijo a David: Bendito seas, David, hijo mío; ciertamente harás grandes cosas y prevalecerás. David siguió por su camino y Saúl se volvió a su lugar.

1 Samuel 27: 1
1Entonces David se dijo: Ahora bien, voy a perecer algún día por la mano de Saúl. Lo mejor para mí es huir a la tierra de los filisteos. Saúl se cansará, y no me buscará más en todo el territorio de Israel, y escaparé de su mano.

1 Pedro 3: 8-10
8En conclusión, sed todos de un mismo sentir, compasivos, fraternales, misericordiosos y de espíritu humilde; 9no devolviendo mal por mal, o insulto por insulto, sino más bien bendiciendo, porque fuisteis llamados con el propósito de heredar bendición. 10Pues EL QUE QUIERE AMAR LA VIDA Y VER DIAS BUENOS,
REFRENE SU LENGUA DEL MAL Y SUS LABIOS NO HABLEN ENGAÑO.

Be Sociable, Share!